“Los sistemas educativos no dan una educación adaptada a la nueva era digital”. Esta es la conclusión de un estudio del Foro Económico Mundial, que dice que se está fallando a los jóvenes en prepararles para el trabajo del futuro. En este estudio se proponen una serie de medidas para alinear la educación y la formación con los requisitos que tendrán que cumplir los profesionales dentro de unos años.

Muchos llaman a esta nueva era la Cuarta Revolución Industrial. La Inteligencia Artificial y Plataformas Digitales son las que están marcando esta nueva etapa en la historia; los responsables de una transformación radical en la manera en la que nos comunicamos, aprendemos, enseñamos e incluso nos divertimos.

Learning management systems for university

Por supuesto, esta transformación tiene que vivirse también en los centros educativos. Hay que replantearse los modelos de enseñanza. Deben introducir técnicas innovadoras y metodologías que les servirán a los alumnos no solo para ser profesionales competentes en el futuro, como apunta el Foro Económico Europeo, sino para que aprendan los valores que necesitan para desenvolverse en la sociedad en la que viven.

¿Qué transformación deben sufrir los centros educativos?

Las tradicionales “aulas de informática”, donde solamente un grupo puede trabajar durante esa clase en un ordenador, ya no son suficiente. Hoy en día todos y cada uno de los alumnos deben tener la posibilidad de conectarse en cualquier momento y disponer de plataformas de aprendizaje de calidad.

Esta es una evolución que, a priori, parece lógica, pero sorprendentemente aún hay muchos que no lo ven así en el entorno educativo. ¿Cómo afecta la tecnología a la dinámica de las clases hasta qué punto cambia la educación? La respuesta es tajante: cambia radicalmente.

Las soluciones digitales modifican los roles del profesor y del alumno. Convierten el aula en un entorno donde la información viaja en todos los sentidos: profesor-alumno, alumno-profesor, alumno-alumno. Internet y las herramientas digitales introducen nuevas formas de aprendizaje, y lo convierten en algo divertido, dinámico y completo.

Cinco puntos clave de la educación en la era digital

#1. Aulas sin fronteras. Los alumnos no solo aprenden dentro del aula. Las extensiones digitales permiten que el alumno interactúe con los contenidos y con los profesores en el momento que él decida. Además, tiene acceso a un sinfín de contenidos y recursos, no solo de su centro educativo.

#2. Nuevo rol del profesor. El profesor ya no es un mero educador que transmite conocimientos de manera unidireccional. Ahora es un coach, un guía para el desarrollo individual de los alumnos. Promueve el trabajo en equipo, la resolución de problemas y la creatividad. Las herramientas tecnológicas no deben entenderse nunca como un sustituto del profesorado. Todo lo contrario: potencian su papel.

#3. Aprendizaje a medida. Gracias a la versatilidad de las herramientas digitales, los alumnos dejan de ser sujetos pasivos en la educación. Ahora tienen poder para participar y definir sus logros educativos. Se benefician de un proceso de aprendizaje individualizado, interactivo y estimulante.

#4. Todo es mucho más fácil. En muchas de estas plataformas educativas la evaluación es automática y gamificada, como ocurre en los cursos Dexway. Esto supone un alivio para el profesorado, que podrá dedicar su tiempo a la planificación de clases interactivas y dinámicas y la evaluación será una herramienta positiva (rankings de clase, objetivos superados…).

#5. Mayor motivación. Al utilizar su propio lenguaje, y disponer de metodologías de aprendizaje más dinámicas e interactivas, el alumno va a encontrar una satisfacción mayor. También el profesor, ya que por un lado se va a beneficiar de esta motivación extra en sus alumnos, y por otro va a disfrutar de las comodidades que le brinda la tecnología.

Dexway, cursos orientados al futuro

En todos estos beneficios nos hemos centrado a la hora de desarrollar los cursos Dexway.

  • Alumnos y profesores pueden acceder en cualquier momento al material de los cursos. A través de nuestras plataformas Voluxion también podrán comunicarse con sus compañeros, tutores o incluso acceder a grupos de conversación con alumnos de todo el mundo.
  • Los tutores podrán aprovechar todas las posibilidades que los cursos le brindan para enfocar sus clases presenciales a ejercicios más interactivos. Guiarán a los alumnos en su proceso de aprendizaje e incluso podrán configurar objetivos personalizados para cada alumno, sin frenar el ritmo de la clase.
  • Los alumnos verán reflejado su progreso a tiempo real. El profesor tendrá a su disposición informes de resultados analíticos tanto a nivel individual como del grupo completo.
  • Gracias a la evaluación gamificada de los cursos Dexway la motivación del alumno aumentará al recibir puntos, medallas o copas por los objetivos superados. Ir avanzando por las lecciones como si de un juego se tratase también mejorará su engagement y esto repercutirá directamente en sus resultados.

También puede interesarle: